EDUARDO ARAMBURU GARCÍA (Copiapó- Chile)


El poeta y profesor Eduardo Aramburú García nació el 4 de septiembre de 1945. Fue uno de los primeros hombres de letras de Atacama en ser reconocido con el importante Premio Regional de Literatura, sobre la base de un trabajo tesonero por las letras. En los años setenta, con los poetas Tussel Caballero, Lucía Román, Andrés Ríos y Danilo Octavio Bruna, entre otros, lograban publicar sus primeros libros en mimeógrafo, rudimentaria técnica donde se engrandecía su poesía.
Durante los primeros años del Régimen Militar fue perseguido por sus ideas. No desmayó y fue factor de unión de los escritores y en 1978 fue uno de los principales impulsores de la fundación de la Sociedad de Escritores de Atacama, de la cual fue su primer presidente.
Ganador de varias distinciones y honores, en la actualidad ocupa un alto cargo en Secretaría Ministerial de Educación de Atacama, como Encargado de Cultura.
Recientemente fue incorporado a la Academia Chilena de la Lengua


ASHOKA, O LA AUSENCIA DE TRISTEZA

Era viernes, era lunes, era el tiempo
que golpeaba
en la memoria, la historia, los sueños,
la patria.
El Maestro, nos reunió nuevamente
para rescatar los mañanas, los atardeceres
con sus horizontes en oro transformados

Era Viernes.
Tu palabra de líder rojo, amarillo, azul,
trajo el espíritu de ASHOKA
Y brotaron “… las ausencias de tristeza…”
los dolores, las heridas
se fueron en ese río caudaloso de los tiempos
Ardieron los espinos, los bosques oscuros,
la tortura del alma
congelada en las murallas, en las piedras,
en los cuerpos, en los ojos triturados,
en las manos hambrientas, en las bocas hambrientas
de un beso
De otra fogata, de otro sueño, de niños, esperma
De otras manos enredadas
De otros caminos descubiertos
De otras alambradas destruidas
Y ahí estabas con tu sabiduría silenciosa y callada
Uniste la palabra al sentimiento
en su brote sin espinas,
con su “quietud del alma”
Rescatando la memoria en la memoria
El pasado común en su rojo horizonte
de banderas en la sonrisa de los niños
En la raíz de la esperanza,
en el hueso tibio del alma americana
Y el fuego del amor en su rescoldo campesino
con “ la ausencia del dolor”,

Y te dirigiste nuevamente, Maestro,
a los profanos expectantes:

“dad vuelta a la tristeza”
“sembrad de nuevo en los surcos la acacia
“ para que brote la vida
“y fluya el agua libertaria de los pueblos
“y cure las heridas de la historia”.
“Y comprometáis, por vida, tu vida a tu pueblo:
América en su palabra rompiendo las cadenas del silencio.


¿QUÉ ERES LIBERTAD?
(Fragmento)

¿Qué eres?

El imán de todos los tiempos
La fuerza embrujadora del desierto
El licor embriagador de este siglo
La sonrisa enigmática de la luna
La corriente contagiosa de los ríos
Un deseo de amar contenido,
atacado a la arboleda de tu huerto
a la puerta cerrada
a montaña inventada en las manos
al rocoso paisaje del norte
a la lluvia deseosa de liberarse
de la nube
de cortar con todos los cuchillos
del deseo
los maderos que cubren las puertas
de la luz
Y caminar nuevamente por la casa
del mañana.
Correr por entre el bosque nativo
de la tarde
sembrando una sonrisa.


VII

¿Qué eres amada libertad?

Un espejo
Un recuerdo
Una voz suspendida en el vacío
de la cabellera del tiempo
Un sueño que talvez existió
en otras edades

Una palabra
pronunciada por otros labios

Silencio …. Muerte
Silencio …. Nada
Silencio …. Todo
Silencio ….


LA GRAN ESPERANZA

Yo creo en la vida y el hombre
Yo creo en el padre de todo.
Yo creo en el hijo del padre
Yo creo en la madre del hombre

Es una fuerza poderosamente suave
la que tienes tú.
Es una fuerza poderosamente libre
la que tienes tú
Es una fuerza poderosamente igualitaria
la que tienes tú
Es una fuerza poderosamente justa
la que tienes tú
……………………………………..
¿es tiempo de empezar a navegar por la verdad?


MUJER, OLEAJE INFINITO DEL TIEMPO

Hoy, en el altar del recuerdo
Tus ojos
Iluminan rostro de la tierra.
Tus manos, oleaje infinito
del tiempo
vuelan
danzan
como peces embriagadores de luz
abriendo todas las puertas
de la bondad
Allí, donde el sol anidad
junto al horizonte,
tu sonrisa
se adhiere a mis sueños.
Y la voz tuya, suave música,
Recorre los espacios de la
Humanidad
Y germinas la vida y siembras la paz.
Yo quiero ir contigo construyendo
Mundos , multiplicando sueños


TUS OJOS

Hoy, me detuve en tus ojos, y vi
un trigal abierto jugando en las colinas.
Caminé por la luz de tus pupilas
y una niña se columpiaba en el viento.

No quise interrumpir tu pensamiento,
pero tus ojos me invitaron y pasé
A la casa de tus sueños y soñé,
Que tú y yo jugábamos en una alcoba
de papel

Tomé un trozo de tu alma y salí,
bebí en tu boca una copa de estrellas
y la noche me sorprendió delirando,
cantando …
No sé … que tus ojos estaban en mí

No hay comentarios:

Publicar un comentario